El dulce encanto de congregar. Comentarios previos al XIII CONELL

Sin título (2)

Hoy he decidido explayarme y comentarles a todas y todos ustedes un pequeño repaso sobre la realización de este sueño, sueño que está, a partir de hoy, a menos de dos semanas de distancia.

Mi participación y presencia en los eventos de la Rednell se remontan al 2011, Querétaro, 9° ENELL, yo era un chavito foráneo cursando mi segundo semestre. Allá participé leyendo un par de poemillas en un bar coincidentemente titulado “El Norteño (o la norteña)” en la calle Hidalgo, centro histórico de Querétaro de mis amores. Así fue la piedrita rodando, seis meses después presenté una revista en Mérida CONELL X, and then Tijuana ENELL X donde me convertí formalmente en el delegado. La cuenta siguió, viajero a las manos de Colima en un idílico y solitario CONELL XI, y posteriormente Aguascalientes ENELL XI donde comenzaría un proyecto que vería su luz verde, hace ya casi un año, en Puebla y su majestuoso CONELL XII. Yo tú, mí, tu, conmigo, contigo, con él, conell, algunos pronuncian cónel, yo congrego, tú congregas, nosotros nos congregamos.

De un año a acá, contento, mejor equipo de trabajo no pude encontrar; mis amigos, mis cómplices de este sueño, mis grandes pilares, undoubtly; Berenice, Juan Manuel, Leslie, Tania, Pily, Nai, Sofie, Priscila, los rostros nuevos, Víctor, Edgar, Josué, Myrna, Eunice, Fanny. Los demás muchachos que se fueron acoplando y tendiendo su mano, Ale Camacho, Andrés, Lorena, los otros muchos que cooperaron dictaminando y revisando con mi simbólico chicotazo trabajos, creaciones, escritos de otros autores de otras latitudes. A Linda Isis Torres, compañera, amiga, gran persona que retornó a mi vida para manifestar su apoyo de maneras visuales, a Perla Carranza, también, por tender su mano y apoyar.

El proceso fue complicado, lo supe desde el instante en que quise que se materializara; implica un desgaste, una inversión de tiempo, coordinación, oficios, papeleo, buscar, hallar, cambiar, confirmar, quitar, poner. Afortunadamente desde el inicio contamos con el apoyo de nuestra directora, la Doctora María Luisa Martínez Sánchez, y también el reconocimiento y apoyo incondicional de nuestra coordinadora, la Dra. Tzitel Pérez Aguirre. En el andar de este proceso, ha habido de todo, he aprendido tanto y me siento tan completo al dedicarme noche y día a la realización de algo para todos, algo que podamos compartir. Agradezco también a las personas que ofrecieron sus sedes y sus servicios (Carlos Lejaim, mis compitas Arehf y Adrian, el buen Pablo “Piña”), a los que nos brindaron sus espacios, quienes nos abrieron las puertas. A los delegados que aprobaron esto cuando aún era un pequeño proyecto y le dieron su visto bueno y me dieron su patadita de la suerte. A la Lic. Jessica Gamez, a quien no he visto en persona, pero cuya voz ya me resulta familiar, aplausos a ella y a los que la ayudan. Mención especial, también y por lo alto, a la Licenciada Lourdes Moreno, mi consejera, mi cómplice, mi amiga, mi asesora, mi madre, ella, respetando aunque no comprendiendo del todo mis afines congresistas y mis anhelos de crear espacios donde se promueva el conocimiento, Lourdes que incondicional, también, me ha apoyado en todos los sentidos, a ella le aplaudo titánicamente.

Contento, diré, con mariposas en el estómago, contento me diré pues de inicio debo subrayar que aunque pienso yo egoístamente haberme ganado y apropiado de Monterrey, mis sueños y mi nostalgia se calibran hacia el noreste, mi adorada Ciudad Juárez de donde me origino y en donde se encuentran las personas a quienes más quiero en este universo, en este verso, en este tropo.

Contento también por mirar y releer el programa y hallarme con rostros y nomenclaturas de personas geniales que me han acompañado en estos cuatro años de congresos, contento por tenerlos en calidad de local, por saber que vendrán viejos amigos y nuevos amigos por hacer, y que recorrerán las calles, y se sentirán apabullados por este gigante que es Monterrey ante el cuál caí rendido a sus pies un 2011 en que me naturalicé como foráneo.

Pero no todo es miel sobre hojuelas, ni carnita asada con salsita de la que pica; a todo buen proyecto le antecede un sacrificio, sacrificio temporal, sacrificio del sueño mío y del de mis compañeros que cruzaron y cruzan noches de desvelo para terminar a tiempo las cosas, sacrificio también en calibrar estilos de vida, laborar bajo presión. ¿Congresos para qué?, ¿de qué servirá eso?… fue muy complicado entender que parte de nuestro peor enemigo, además del monstruo de la procastinación, de igual manera lo fue el villano de la apatía, del no-involucrarse, a ese le sufrimos mucho, ese último nos lastimó tanto. Pero vencimos, todos los que comenzamos a materializar esto, ganamos, y a dos semanas me siento contento, contento porque también vence el participante, el ponente que lucha a capa y espada y toca puertas para viajar…

Tremenda manera de ponerme feliz, alcanzar a prever que decenas de estudiantes como yo hacen lo posible para añadir al Noreste a su sagrada lista de coordenadas recorridas. Y quiero pensar que sonreirán al verse frente a los cerros, que temblarán al notar la grandeza verdosa de la Silla, que desde sus aviones se enamorarán de la columna vertebral del noreste y si vienen en carretera, oh ilusos, se perderán entre el pardo en los aires bajo las cúpulas de grava. Compañeras y compañeros, a nombre de todos los que estamos haciendo esto posible, quiero decirles que Monterrey los espera con los brazos abiertos, que Monterrey está contento por tenerlos y que nuestra casa de estudios, el recinto que recorro, los pasillos en los que deambulo, con euforia por quien conoce a alguien nuevo, los espera con afecto. Faltan dos semanas, lo digo con orgullo, porque ya todo está construido, sólo faltan los pasajeros que aborden este tren de acero. Sólo faltan ustedes, para quienes de inicio, todo esto, todo este, nuestro sacrificio, fue hecho.

Colima, D.F, Ciudad Juárez, Chihuahua, Toluca, Amecameca, Zacatecas, Guanajuato, Morelia, Sonora, Puebla, Aguascalientes, Tijuana, Mérida, Guerrero, Querétaro, Xalapa, Colombia, Oaxaca… Monterrey los saluda, Monterrey los espera, coreen con su grito hashtag: #ÁmonosAMonterrey

1458678_10151736553422116_975606211_n (1) - copia

Mikhail Alec Ivan Carbajal Moreno, a.k.a Míkel F. Deltoya
Coordinador general del XIII CONELL,
Su sr. Delegado

cerro

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s